Intento de Objetividad

General

¿Cuál es la principal causa de la inseguridad?

Escrito por intentodeobjetividad 08-06-2015 en General. Comentarios (0)

Muchas personas hablan de la inseguridad desde una posición bastante egoísta y miope. Esta consiste en señalar a los “negros” o a los “cabeza” como culpables de todo. El problema de este pensamiento es que es muy superficial y poco riguroso. Los medios interesadamente apoyan esta idea. Solo apuntan al delito común y muy poco o sesgadamente al otro que es el verdadero causante de la inseguridad. Me refiero al de guante blanco, que es mucho mayor en cantidades de dinero y en daños producidos a nuestra sociedad.


Mauricio Macri. Buena parte de la fortuna de su familia se produjó gracias al apoyo ilícito del Estado Nacional.

La  corrupción no se reduce a algún sobreprecio o licitación ficticia, es mucho mayor e implica la complicidad a través de favores del poder económico y el político. Sin ir muy lejos, en la década de Menem, en el gobierno de De La Rua y en los primeros años del kirchnerismo fue bastante clara.  A cambio de apoyo mediático y/o económico, estos políticos cedieron a muchas ordenes de los grandes grupos económicos. Igual hay que aclarar que la corrupción no es únicamente política como desde los sectores de poder, que les conviene la anti política, se plantea. Esta envuelve a una parte de la sociedad que incluye actores de los demás poderes además de civiles.

Toda esta delincuencia es la que realmente genera la pobreza y desigualdad que sufre nuestra patria ya hace décadas. Nada justifica cometer un ilícito y la mayoría de las personas de las villas miseria son trabajadores incansables pero este ambiente de desigualdad y de estigmatización genera la delincuencia común que vemos a diario. Obviamente en la cárcel no hay un rico, el pobre es el único que las atesta. Aunque duela, es más fácil para los jueces encarcelar a un pobre que alguien con poder.

Como conclusión,  es importante remarcar que la solución a la inseguridad no es, nunca fue ni será la “mano dura”. La solución es la inclusión social. El país debe generar igualdad de oportunidades para que todos podamos tener educación, acceso a una vivienda digna y demás derechos para poder tener posibilidad de progreso. Sé que es más fácil decir, sentados cómodamente desde el sillón de nuestras casas: “Maten a esos negros” pero repito eso es lo que quieren que creamos. Los autores de la inseguridad y quiénes son los mayores delincuentes visten de traje y corbata. Mientras no nos demos cuenta seguirán impunes.

El regreso del pasado

Escrito por intentodeobjetividad 16-03-2015 en General. Comentarios (0)

Es un hecho. La Unión Cívica Radical le arrendará su débil pero nacional estructura partidaria al PRO. Por fin, culmina el largo proceso de derechización que sacudió a este centenario partido. A partir del estrepitoso fracaso de la Alianza todo fue decadencia lenta pero continua. Ahora el espectro político se rearma porque queda vacante el espacio representativo de la centro izquierda.  De las crisis siempre surge una oportunidad, en este caso para lograr una representación socialdemócrata con convicciones que merece nuestro país.


La relación representante-representado vario mucho estas últimas décadas. Las crisis económicas, el individualismo, el presidencialismo extremo y el rol dominante que tomaron los medios de comunicación contribuyeron a esta despolitización de los dirigentes. En la actualidad, el debate político no está centrado tanto en las ideas sino en las figuras conocidas de cada partido. El pase a segundo plano de algo tan importante como las propuestas y la ideología es lamentable y claramente es beneficioso a los grupos de poder económico. Por otro lado, es notable el puñado de militantes que quedaron en partidos que antes conmovían a las masas, a excepción, del siempre vigente peronismo. La consecuencia clara es el crecimiento de la brecha entre dirigencia-electores. En este contexto se van a realizar una vez más las elecciones presidenciales.

El kircherismo atraviesa su última etapa. Ni siquiera el candidato Daniel Scioli, en caso de ser electo, podría continuar ese modelo porque tiene otro estilo e impronta que siempre supo mostrar. Esta docena de años de gobierno dejaran una huella honda en la historia argentina. Y se podría definir esta etapa como el peronismo del siglo XXI. Al igual que este tendrá sus detractores y sus seguidores pero difícilmente deje de ser tema de discusión con el pasar de los años. En balance hay enormes logros y muchos errores, característica esencial que comparte con el gobierno de Juan Domingo Perón. La gran falencia es la falta de institucionalidad que tienen estos regímenes tan personalistas porque a través de un presidencialismo fuerte y un legislativo débil pueden darse muchos avances pero de la misma forma puede retrocederse mucho. El bienestar de nuestro país es muy importante para que dependa del humor de una persona. El gran logro, más allá de medidas concretas, es volver a poner en discusión la relación entre el poder político y económico.

Mis diferencias con el kirchnerismo en general fueron más de forma que de fondo. Me parece que desde el FAP en 2011 y ahora con la posible presentación de Margarita Stolbizer como candidata a presidente se busca superar este proceso político. Se valora lo bueno y al mismo tiempo se entiende que desde el peronismo no puede surgir un verdadero movimiento progresista por sus limitaciones propias. Hay temas como la lucha contra el narcotráfico, la corrupción y el fortalecimiento de las instituciones que el kirchnerismo aunque hubiera querido no pudo enfrentar porque hubiera sido autodestruirse.

Con los últimos sucesos políticos, es prácticamente seguro que la pelea presidencial será entre Mauricio Macri y Daniel Scioli. Aunque para Octubre aun falte una eternidad en términos políticos. Es muy importante entender quien es Macri. Un neoliberal que construyo su partido a partir del reciclaje de menemistas y aliancistas. El candidato de los grandes grupos económicos y admirador del riojano que privatizo todo lo que pudo. No seamos inocentes, no creamos que es imposible que vuelva el gobierno de los economistas que piensan en el bolsillo de los empresarios y no en el del pueblo. Votemos pensando en el bienestar general no en el propio. Y por último, no votemos en contra de alguien sino a favor de un proyecto político.


¿Por qué no es malo contradecirse en pensamientos?

Escrito por intentodeobjetividad 08-09-2014 en General. Comentarios (1)


Hay dos supuestas verdades sobre las opiniones que son creencias muy comunes pero absolutamente erróneas. Por un lado, se cree que está mal contradecirse. Vemos, por ejemplo, que todos los programas de TV afines al gobierno muestran lo que piensan los políticos opositores ahora y  lo que pensaban hace años o décadas. Eso es una insensatez porque el cambio es parte de nuestra realidad. Todo cambia, desde las células hasta los astros y el hombre no es la excepción.  Si fue positivo o negativo es otro tema pero no puede criticarse el cambio en sí. Obviamente luego de mucho tiempo ese cambio gradual puede provocar una contradicción con el pensamiento viejo.  Eso es normal, lo raro es criticarlo. Estar en contra del cambio o de la posible contradicción es como estar en contra de que los arboles crezcan o el sol salga. Es inevitable que sucedan.

   Otro falsedad sobre las opiniones es que debes defenderlas a muerte porque sino implica falta de convicciones de la persona que las emite. Si tus convicciones varían es algo positivo, significa que no sos un fanático. Pensar lo mismo todo el tiempo es irracional. No es bueno quedar estancado ni en el pensamiento ni en ninguna otra cuestión en la vida.  Lo bueno es mejorar cada día tus pensamientos,  que se enriquezcan con las opiniones de los demás o por sí mismos. Recordemos lo que provoco el fanatismo y la intolerancia en otras épocas: la inquisición en la Edad Media o las dictaduras para acercarnos más en el tiempo. Nadie tiene la razón completa ni nunca llegaremos a conocerla y eso es lo lindo (o lo feo) de la vida.

   Particularizando un poco este tema, en Argentina se vive un momento de mucha división o por lo menos eso es lo que proponen desde el amplio abanico de dirigentes políticos opositores y oficialistas.  Es necesario recuperar el debate y no seguir con la descalificación falaz al que piensa distinto.  En cualquier discusión política o de otra índole vemos que cada uno quiere ganar, no le importa tener la razón o no. Parecen dos gladiadores que buscan derribar al otro con la multitud clamando.  Lo que deberían hacer es apoyarse mutuamente para encontrar la mejor propuesta o por lo menos la mejor posible. Si, es una postura idealista pero no por eso desechable. Como mínimo, debería mantenerse el respeto entre ambos y ni eso sucede en nuestro país.


Cediendo el protagonismo

Escrito por intentodeobjetividad 03-09-2014 en General. Comentarios (2)


En las últimas semanas vimos a varios dirigentes de UNEN  pidiendo la alianza con el PRO. Esto desencadena una seria de perjuicios que amenazan con terminar con esta incipiente conformación política.  Si se concreta, se perdería la coherencia ya que el año pasado en la Capital Federal se compitió en contra del partido de Mauricio Macri. ¿Cómo se explicaría un cambio tan radical? Además  el PRO no quiere ser parte de UNEN. Siempre que pudieron lo dijeron públicamente y es así porque su idea es pactar a nivel provincial/distrital con los otros partidos, no a nivel orgánico.  El nombre PRO ya está instalado y no van a ceder eso. Suponiendo que sí quisieran participar de la interna de UNEN, pedir les, mejor  dicho, rogarles que lo hagan les da una posición inmejorable de negociación. Podrán imponer las condiciones que quieran. Prácticamente es entregarles una potencial candidatura presidencial en bandeja de plata.

   Adéntranos un poco en UNEN vemos que hay 3 corrientes claras: los partidos que crearon el FAP en 2011, la UCR y los dirigentes cercanos a Elisa Carrio. Los primeros son contrarios al acuerdo con la derecha, en cambio, los lilitos apoyan la opción contraria. La postura de los radicales es mucha más compleja.  La cúpula mantiene una posición ambigua pero más tendiente a rechazar el acuerdo mientras los caudillos del interior están totalmente dispuestos a pactar. El claro ejemplo es el cordobés Oscar Aguad que sabe muy bien que con ese aporte podría llegar a la gobernación. Esto se repite en casi todas las provincias, a excepción de Buenos Aires y Santa Fe. Parece que la Unión Cívica Radical cederá su base territorial una vez más como en la elección presidencial de 2007 donde su candidato fue Roberto Lavagna.

   Una actitud indispensable que debe mostrarse a la sociedad para ser una opción concreta de gobierno es unidad. Con este desentendimiento, UNEN muestra lo contrario. Y peor aun su ventaja de ser la opción no peronista más fuerte se diluye frente al crecimiento del ex presidente de Boca en las encuestas. Es difícil divisar un horizonte de mejora, aparentemente la crisis es terminal. Si UNEN pacta, Macri gana la interna y es candidato, si UNEN rechaza, la fragmentación es inevitable.  Ojala sus dirigentes tengan un atisbo de lucidez y se den cuenta que deben asumir una postura concreta contraria a ser funcionales a la derecha.  Quizás la opción sea  recrear el Frente Amplio Progresista intentando sumar sectores afines. Sería lo más coherente y sobretodo no se perdería la dignidad que eso es lo que quieren Carrio y compañía. Cambiar dignidad por poder.


La guerra sin fin

Escrito por intentodeobjetividad 23-02-2014 en General. Comentarios (0)


Hay una leyenda tan antigua que no se conoce ni remotamente su origen. Aunque hay muchas conjeturas, muy dispares como para encontrar algo en común. De alguna forma, sobrevivió durante el paso del tiempo hasta nuestros días. Aquí se cuenta la historia de dos pueblos que, según relatan ellos mismos, se remonta a un origen común. En un tiempo antiquísimo, una gran cantidad de personas encabezadas por dos hermanos llego a la isla Berhom, ingente de recursos pero inhabitada.  Los lideres se llamaban Espino y Soteni , tan diferentes como virtuosos. Sus cualidades se complementaban y si de ambos se hubiera podido formar un hombre, este sería incluso superior a los dioses. En la isla se fundaron tres ciudades. Dos se ubicaron en extremos opuestos de la isla y tomaron el nombre de cada hermano. Una tercera, ideada para mantener la concordia entre ambos pueblos, se ubico justo en el medio y se la llamo Sicidone.

 Los Soteni era un pueblo unido aunque con menos habitantes que sus rivales. Aceptaban de buen grado su sometimiento a un gobierno autoritario y  autocrático. Estaban dirigidos por un rey quien era electo por su capacidad y no por su linaje. En el momento de su coronación, el líder designaba un  sucesor, de esta forma se evitaban problemas de sucesión.  En el accionar diario, era aconsejado por un consejo compuesto por las diez personas más ancianas aunque la decisión final recaía indeclinablemente en él.  Los Soteni tenían una  forma de vida  barbará y su dieta estaba compuesta casi completamente de carne animal.

 Los Espino vivían en plena democracia. Sus habitantes eran claramente mas fuertes e inteligentes que sus  enemigos pero la indecisión que los invadía no permitía aprovechar esto. Una asamblea de 500 miembros dominaba el gobierno.  La renovación era anual y  la elección de integrantes se hacía por sorteo público. Era una organización absolutamente horizontal ya que nadie poseía más poder que otro. Cada propuesta se estudiaba una y otra vez necesitando una mayoría de dos tercios para ser aprobada.  Eran principalmente vegetarianos pero en épocas festivas solían degustar animales marinos.

 Después de la muerte de los líderes, misteriosamente simultanea, comenzó la guerra.  Sicidone es el centro del conflicto y nunca cesa de fluir sangre por sus amplias calles.  Los Espino y los Soteni luchan incansablemente entre sí  por dominarla pero sin poder lograr ninguna ventaja decisiva. A diferencia de lo que se podría pensar no es una guerra estática, todo lo contrario. A veces unos avanzan hasta casi triunfar pero los otros logran recobrar fuerzas,  haciéndolos retroceder. Esta situación se repite muchas veces y coincide con los momentos de fortaleza de cada pueblo. Los Espino se fortalecen de la luna llena y los Soteni de la luna nueva.  Las enormes diferencias entre ambos pueblos  se ven  claramente en las batallas que son entre las compactas líneas hoplitas Espino y los desordenados pero brutales guerreros Soteni.  No hay enfrentamientos importantes, solo escaramuzas aisladas que se extienden a lo largo de la ciudad y, en menor medida, en los alrededores.

 Hasta este punto, la leyenda es similar para todas las civilizaciones que la han escuchado. Sin embargo, hay un final diferente por cada pueblo o incluso persona que la conoce. Nunca sabremos con certeza como termino esta legendaria historia o si aun continua. Quizás son millones de guerras interminables y en este preciso momento se disputa una dentro de nosotros mismos.